Seguinos !

Concejo Municipal

Gabriela Solano hizo un balance de la labor legislativa en este particular 2020

Gabriela Solano hizo un balance de la labor legislativa en este particular 2020

Por lo general, llega fin de año y es tiempo de hacer balances. Poner en la balanza las cosas que se hicieron bien, las que pudieron haber estado mal, lo que logró concretarse y lo que no. Al menos así lo entiende Gabriela Solano, actual presidenta del Concejo Municipal de Santo Tomé, a quien en 2020 le tocó desempeñarse por primera vez al frente del Cuerpo legislativo local (cargo para el que fue reelecta a principios de diciembre), en representación del bloque del Partido Socialista y como parte integrante del Frente Progresista, Cívico y Social (FPCyS). Ante la pregunta puntual, la legisladora no dudó en señalar que el balance en términos generales “es positivo”, en especial teniendo en cuenta factores como la pandemia, “que nos afectó mucho al principio”. Solano explicó que habían empezado el año con la expectativa de darle “una impronta distinta al Concejo”, ligada principalmente a su modernización (tecnológica y de gestión), “con la apertura hacia el vecino y la cercanía con la gente”.

“Siempre he sido defensora de la participación ciudadana, porque creo que es uno de los pilares fundamentales de la democracia, junto con el acceso a la información pública”, aclaró la concejala. Y a pesar de las dificultades que se presentaron a medida que avanzaba el brote de Covid-19, “con nuestro equipo de trabajo pudimos poner en valor esas funciones del Concejo y logramos modernizarlo”, dijo. Solano explicó que a pesar de la cuarentena inicial, las restricciones más severas y la activación de protocolos, pudieron reiniciar sus actividades con sesiones virtuales (semipresenciales), hasta que volvieron a sesionar en el recinto. Para ello, tuvieron que hacer una adaptación tecnológica y así poder sesionar de manera semipresencial. Algunos ediles podían estar presentes en su respectiva banca y otros cumplían la labor desde sus hogares, ya sea por formar parte de la población de riesgo o porque presentaban algún síntoma de la enfermedad. La edil recordó que “hubo que adecuar ediliciamente el recinto, dentro de lo que se podía, porque es un edificio que tiene sus años”, con la colocación de separaciones de madera y acrílico entre las bancas, para sesionar con las medidas de seguridad que exige la pandemia.

Transmisiones en directo

El Concejo de Santo Tomé ha sesionado en los últimos meses sin público, y sin la presencia de quienes no son concejales, excepto el secretario del Cuerpo y en cierta circunstancia algunos de los secretarios de bloque. En tal sentido, Solano explicó que el coronavirus los obligó a llevar adelante una modernización de su funcionamiento, que en realidad ya tenían en los planes. Hubo que hacerlo de un momento a otro -dijo-, de manera muy rápida, pero eso fue bueno “porque ya lo teníamos en los planes”. Y menos mal que lo teníamos en los planes, redundó, “porque así pudimos transmitir en vivo y en directo nuestras sesiones, con la creación de la página web y el canal de Youtube, algo que antes no existía… Es más, cuando asumí la presidencia del Concejo ni siquiera había WiFi”.

Entre las cosas que no pudieron hacer plenamente, Solano mencionó que a principios de año tenían la idea de “acercar el Concejo a las instituciones, a las escuelas, a las vecinales, para que puedan apropiarse de él en el sentido democrático de la expresión”. “Eso se dificultó con el coronavirus, aunque lo mismo pudimos estar cerca de la gente y de las inquietudes de los vecinos de manera virtual, sobre todo cuando empezó el brote”, aclaró. También contó que hacían reuniones para enterarse de todo lo que estaba pasando con las instituciones y los sectores afectados por la pandemia, con la intención de acompañarlos en lo que necesitaran. “Hubo que adecuarse, como en el caso de los transportistas escolares y de los remiseros. Con estos últimos para que puedan trasladar no solo personas, sino también objetos, porque había empezado a darse un movimiento con el tema de la venta virtual y había que tenerlo en cuenta”, se explayó.

Para finalizar, cuando se le preguntó qué fue lo más difícil de afrontar o el tema que más trabajo les dio, insistió en que trabajar tomar decisiones en el contexto de la pandemia, porque había que acompañar a todos los sectores que lo necesitaban y lo que estaba viviendo la ciudad. De todo ese esfuerzo, remarcó, surgió el Fondo Solidario de Emergencia (que ya se está distribuyendo), como resultado del aporte de todas las fuerzas políticas representadas en el Concejo y la decisión del Ejecutivo, “para llegar al consenso que posibilitó la ordenanza por la cual fue creado”.

Archivo agilizado y al alcance de todos

Otras de las preocupaciones que tenía Gabriela Solano al iniciar su período como presidenta del Cuerpo era la agilización de la documentación y el archivo del mismo, para el vecino y el periodismo (la profesión que ha ejercido durante muchos años), tanto como para los propios concejales. “Ahora, porque antes no se podía, los santotomesinos pueden acceder a través de la web a todas las normas que rigen en la ciudad, porque se pudo poner en ella el digesto, que no es un dato menor”, dijo.  Anteriormente, si alguien necesitaba revisar el texto de una normativa tenía que pedirla en el Concejo y recién ahí lograba, con un acto administrativo y previa espera, que le hagan una copia”, subrayó. Teniendo Internet y gracias a la virtualización de la Mesa de Entradas, “hoy en día cualquier persona puede hacerlo desde su casa”, agregó Solano, concejala desde 2017.

Además, recordó que en las últimas sesiones de 2020 también pudieron escuchar a los vecinos mediante la modalidad “Todos tenemos la palabra”, la histórica “banca del vecino”, durante muchos años referida como Banca Nº 9, porque cuando se inauguró dicho mecanismo participativo los ediles eran ocho (en la actualidad son nueve). “Cualquier santotomesino puede comunicarse de esa forma”, prosiguió.  Con la mesa virtual, también se digitalizó la documentación de estudio de los concejales, tanto con las normativas existentes, como con los proyectos que ingresan. Todo eso está en el nuevo sistema. Para poder consultarlo, antes existía una caja que circulaba con los expedientes y el edil tenía que anotarse en una lista de espera para poder verlos antes de cada sesión. “Ya no es así, porque en la actualidad todos podemos acceder hasta de manera simultánea”, describió la concejala satisfecha, ya que “democratizar la información era uno de los objetivos de la presidencia”. “Por eso digo que el trabajo está cumplido y el balance es positivo, dentro del contexto que nos tocó”, concluyó.

Fuente: El Litoral

Click para comentar
comentarios

Mas notas de Concejo Municipal