Seguinos

Policiales

Anoche: Violento asalto a una familia en barrio General Paz

Anoche: Violento asalto a una familia en barrio General Paz

Una familia de Santo Tomé fue emboscada por dos delincuentes cuando la dueña de casa entraba el auto en la cochera. Uno de los ladrones se abalanzó sobre su marido mientras el niño de 14 años cuidaba a su hermanito de 2. El otro ladrón forcejeó con la mujer que lo mordió en la mano y gritó para intentar ahuyentarlo. El violento asalto se produjo el martes por la noche en Alsina 3800, barrio General Paz, una zona cercana a los cuarteles de Santo Tomé.

“Traía a mi hijo de 14 años de inglés, estaba guardando el auto en la cochera y salió mi esposo con el bebé de 2 años alzado. Estoy entrando el auto y veo a dos sospechosos, apago el auto, cuando saco la llave, uno ya lo tenía a mi marido, mi nene de 14 tenía alzado a su hermanito y se metieron por la cochera”, relató Patricia, en el programa Ahora Vengo por AIRE. Uno de los delincuentes retuvo al esposo de Patricia mientras el otro forcejeaba con ella. “Tiré las llaves y los celulares debajo del auto. Empecé a gritar, yo no quería que entren a la casa, atinaba a salir de la cochera y que los tipos me siguieran a mí”, continuó el relato.

Patricia intentaba por todos los medios salir de la cochera y deshacerse del delincuente con el que forcejeaba mientras ambos ladrones intentaban evitar que Patricia grite. “Me tapó la boca, lo mordí y salí corriendo, empecé a gritar desesperadamente, se ve que se asustaron y escaparon”, manifestó Patricia, que logró su cometido: evitar que los delincuentes ingresen a la vivienda. La mujer dijo que en todo momento su esposo estaba dispuesto a “dejarnos robar” por el peligro que representaba para sus hijos. “Yo quería que se vayan de mi casa”, repitió una y otra vez la damnificada. “Estamos muy asustados y angustiados”, manifestó Patricia, quien aseguró que la policía no circula por el barrio. “Nos sentimos desprotegidos. Hace un año que vivo acá y esto nunca me pasó en Santa Fe”.

La familia fue víctima de un robo anterior, el 4 de junio. Los delincuentes saltaron el tapial, entraron al quincho de la casa y se llevaron todo lo que pudieron. “Invertimos en un cerco eléctrico para protegernos”, contó Patricia. Por último, la mujer expresó “Tengo miedo de salir, no llevé a mi hijo al jardín, para las personas de bien …no es justo”.

Fuente: Aire de Santa Fe

Seguinos en Facebook

Mas en Policiales